Crecen las solicitudes de financiación online por parte de autónomos

Solicitudes de financiación online

El cierre de actividades y la mala situación económica del país en general han impactado en los bolsillos de los trabajadores autónomos. Si bien la emergencia sanitaria en España como consecuencia de la pandemia ha afectado a todos los sectores productivos españoles, el caso de los autónomos es particular.

En un contexto como el actual, en el que ha habido un parón casi total de la economía, algunos autónomos han sufrido las consecuencias de manera agravada: clientes que no solicitan sus servicios y proveedores que demandan el pago han sido algunos de los problemas a los que han tenido que hacer frente.

Financiación extra para hacer frente a las dificultades

Algunos de los problemas a los que se han tenido que enfrentar los trabajadores autónomos durante la pandemia ha sido el tener que continuar pagando los impuestos relativos a su actividad, pese a que la facturación ha descendido en el último año. Muchos se han encontrado sin dinero para hacer frente a algunos de sus pagos y continúan sufriendo las dificultades ahora que la situación está mucho más calmada.

Pese a que el gobierno ha intentado ayudar a los trabajadores autónomos, la cantidad de documentación requerida y los pasos burocráticos a completar hacen que conseguir ayuda económica sea un poco difícil. Es por este motivo que en los últimos meses la solicitud de préstamos rápidos online se ha convertido en un recurso simple y rápido para resolver los inconvenientes financieros en el corto plazo.

¿Cómo son los préstamos rápidos para autónomos?

Cuando se habla de préstamos rápidos, su principal característica es que se otorgan pocas horas después de haber hecho una solicitud. En general, estos instrumentos son ofrecidos por empresas privadas o compañías Fintech que se manejan exclusivamente online, acelerando los tiempos y evitando engorrosas visitas a las oficinas de entidades bancarias. El concepto es claro: se trata de préstamos de algunos cientos o miles de euros, con una tasa de interés moderada y a devolver en plazos de hasta 24 o 36 meses.

En cuanto a la documentación necesaria, los préstamos rápidos no demandan exhaustivas pruebas de la capacidad de pago, porque están justamente destinados a individuos que se encuentran en una situación excepcional y temporal de falta de ingresos. La evaluación del historial de deuda es casi inmediata y no se excluye a personas con antecedentes de incumplimiento registrados en ASNEF. Por este motivo, son la alternativa ideal para quienes necesitan un poco de dinero para cumplir con pagos de servicios, de proveedores o de impuestos atrasados.

El proceso de solicitud de estos créditos online es tan sencillo que es necesario tomar algunas precauciones. Antes de iniciar el procedimiento, es importante comparar las distintas opciones disponibles en el mercado, sobre todo en lo que respecta a las tasas de interés y las comisiones; algunas compañías, como forma de promocionarse, ofrecen un primer préstamo rápido al 0% y otras condiciones inmejorables para el cliente.

La sencillez de estos productos es también un arma de doble filo. La posibilidad de obtener dinero en pocas horas puede resultar en un endeudamiento innecesario, que puede volverse impagable si la situación económica general no se recupera en los próximos meses.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.